Hemingway



Para mí fue y será un genio de la literatura universal y no necesariamente por su libro más conocido: "El viejo y el Mar".

No voy a negar la influencia de este hombre en mi forma de escribir. Todavía me falta mucho por aprender y leer, pero con lo poco que se sabe se van haciendo armas, formando estilos, trabajando personajes, creando ambientes, en fin, se va aprendiendo a escribir en serio, a contar algo, es decir, a narrar de verdad, y pienso que Hemingway es grande en eso, no sólo por sus historias en apariencia "sencillas", sino por los ambientes que forma a través de los diálogos, las voces propias de cada personaje y la profundidad que suelen alcanzar, breve y conciso como todo buen periodista.

Me interesé por las historias de Hemingway desde que Rafael mencionó algo sobre sus primeros cuentos en la presentación de Cualquier forma de morir. (Aquí un par de ellos).
De Hemingway se han dicho muchas cosas: desde su impotencia sexual y falsa fama de buen amante hasta de trastornos mentales muy serios.
Recibió el Premio Nobel de Literatura en 1954 y falleció en el hospital de Ketchum el 2 de julio de 1961 cuando se pegó un tiro en la frente con un rifle. Entendía el oficio como muy pocos lo hacen hoy en día. Siempre sostuvo que su talento fue obra de una paciencia tenaz y de gran disciplina dentro de su innata indisciplina. Todas sus obras fueron escritas varias veces y corregidas una y otra vez con supresión de todo lo superfluo. Hemingway constituye, junto a Faulkner, la figura más relevante de la literatura estadounidense de la primera mitad del siglo XX.
Grande Hemingway!

Comentarios

Entradas populares de este blog

Lanzar los dados de Charles Bukowski

Tres poemas de Cortázar

Historia de los Terremotos en San Salvador, El Salvador